La Asociación Nacional de Empresas de Sanidad Ambiental (ANECPLA) denuncia que no paran de proliferar las ofertas de falsas desinfecciones que no aseguran la protección frente al COVID-19 y que, sin embargo, están multiplicando de forma exponencial el número de contagios.

 Sergio Monge, presidente de ANECPLA, advierte que "se están ofreciendo técnicas de dudosa o nula efectividad contra el coronavirus, ejecutadas además por profesionales que no lo son y que ponen en serio riesgo la posibilidad de control de esta pandemia en nuestro país, pudiendo incluso llegar a un rebrote de la enfermedad. Asimismo, Monge denuncia el uso de productos no autorizados por el Ministerio de Sanidad o cuya dosis y modos de uso para realizar desinfecciones virucidas se desconocen; las falsas promesas de que los espacios desinfectados garantizan su protección durante un tiempo o el empleo de dudosas prácticas como los túneles de desinfección de automóviles o personas que están fomentando el contagio de coronavirus.

ANECPLA, también advierte de que estas prácticas fraudulentas pueden ser un arma de doble filo ya que, no solo no protegen a los ciudadanos del contagio, sino que les ofrece una falsa sensación de seguridad totalmente contraproducente, incentivando conductas de riesgo.

"Poner freno a esta crisis sanitaria en España pasa por realizar desinfecciones efectivas y con todas las garantías de los espacios de riesgo, de lo contrario podemos entrar en un escenario de no retorno donde el control de esta enfermedad sea imposible", avisa el presidente de ANECPLA.